Páginas

lunes, 13 de marzo de 2017

RESEÑA: Britannia - Juan Manuel Sánchez Valderrama


SINOPSIS:

Herius Aurelius Viator, un joven equites de vida disoluta, vive en Roma dilapidando su hacienda, buscando los favores de mujeres casadas y mancillando sentimientos y honores por pura diversión. Pero una de sus correrías no sale bien y el destino lo golpea con dureza.
El emperador Adriano decide detener la política expansionista de Roma y afianzar fronteras, una de ellas estará en Britannia. Tres legiones romanas son enviadas al Limes Septentrional para construir un muro de separación que aísle a los pictos y es allí, en la construcción de esa colosal obra, donde encontramos de nuevo a nuestro protagonista y conocemos, a través de sus vivencias, el día a día de un campamento romano, nos planteamos los problemas de construcción que debieron presentarse, experimentamos con él la experiencia cruda de la batalla, nos adentramos en los secretos de los druidas, observamos su enorme poder y comprendemos al fin el gran misterio… ¿Por qué aquella pretendida conquista se convirtió en una verdadera obsesión para los romanos?
Esta novela nos traslada con ritmo ágil hasta un mundo convulso en el que confluyen diferentes razas, costumbres o religiones y la muerte forma parte del día a día, los seres humanos maduran rápidamente y, junto al odio, florecen el amor, la amistad y la voluntad de sobrevivir.

OPINIÓN:
Si la novela histórica es de tus géneros favoritos, desde luego esta obra te va a gustar.
A la hora de realizar esta reseña me encuentro con sentimientos contradictorios.
Por un lado, está el hecho de que el contexto histórico, así como las notas a pie de página que el autor nos ofrece, ayudan a adentrarse no solo en la historia, sino también el la lejana época del año 123 d.C. y en la construcción del muro de Adriano que dividió en dos Britannia.
La historia es en sí interesante, y mantiene la atención del lector. Se nota el conocimiento del tema y el estudio que Juan Manuel Sánchez Valderrama ha hecho. Pero debo admitir que la lectura puede llegar a resultar tediosa debido a los puntos en que se vuelve densa, y la necesidad de edición.
Y digo esto, puesto que las faltas de ortografía, de expresión y las comas y puntos mal colocados, dificultan la comprensión de la obra, resultando necesaria la lectura de la misma frase con distintas entonaciones, hasta lograr darle sentido.
Dicho esto, sí que es una obra que recomendaría a los lectores de novela histórica y a aquellos que sintáis curiosidad por conocer el pasado y una parte del ya extinto Imperio Romano.

Aquí os dejo enlaces para los que os animéis a comprarla:

Si queréis más datos sobre el autor y la editorial, no olvidéis visitar su página web:

1 comentario:

  1. ¡Holaa! Pues soy amante de la novela histórica, y ya de principio me llama muchísimo este libro <3 Qué bueno que te haya gustado, a pesar de las dificultades para leerlo :P
    ¡Beesos! :3

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por leerme!
Si has llegado hasta aquí no te marches sin dejar un comentario.